En menos de 12 horas, los efectivos de la encontraron el vehículo.


En menos de 12 horas, efectivos de la División Sustracción de Automotores de la Dirección de Investigaciones recuperaron un taxi que había sido robado en la noche del viernes, en calles Colombia y Catamarca de la Capital.

En la esquina de las calles Uruguay y Rivadavia, subió un desconocido en calidad de pasajero y ocupó el asiento de acompañante pidiendo que lo llevara hasta calle Venezuela al 1.000.

Sorpresivamente, cuando llegaron a la intersección de la esquina Colombia y Catamarca, el hombre sacó entre sus prendas de vestir un cuchillo y lo puso sobre el cuello del chofer, exigiéndole que detenga la marcha del vehículo. La victima cumplió con la orden del asaltante, quien intentó sacar las llaves de encendido.

El taxista quiso aprovechar para abandonar el automóvil cuando el ladrón impulsó tres puntazos dirigidos hacia el abdomen del chofer, que afortunadamente no llegaron a impactarlo. En tanto, el sujeto se dio a la fuga robándose su automóvil y la recaudación que tenía en su interior, que rondaría los $3.000.

Inmediatamente, los efectivos policiales iniciaron un operativo de búsqueda y alrededor de las 11 del sábado encontraron el taxi robado en la intersección de avenida Coronel Suárez y calle Francia de la Capital. Continúan con las tareas investigativas para dar con el autor del hecho.

“Estamos trabajando en lo que respecta al relevamiento del lugar donde fue encontrado el vehículo, procurando establecer testigos que aporten información útil que nos permita individualizar al autor”, señaló el jefe de la División, comisario Walter Salvatierra.





Comentarios