Fue por la denuncia de la delegada comunal Maia Martínez por los disturbios ocurridos en las puertas del edificio comunal.


La noche del martes, personal policial de la Comisaría de El Naranjo intervino en una protesta que se desarrollaba en la comuna de la localidad de Burruyacú. La delegada comunal Maia Martínez radicó la denuncia de lo ocurrido y debido a los disturbios causados, fueron detenidas siete personas.

Un grupo de personas se congregó en la puerta de la comuna rural para reclamar por el resultado de las elecciones llevadas a cabo el domingo 9 de junio. La protesta se tornó violenta cuando comenzaron a prender fuego llantas y distintos elementos en la calle y amenazaron con prender fuego el edificio, por lo que la policía tuvo que intervenir.

“La Policía actuó con rapidez para proteger un bien del pueblo, como es la comuna. Se trata de una oficina pública y es nuestro deber resguardar su integridad, así como la de las personas”, señaló el Jefe Segundo de la Unidad Regional Este Joaquín Girvau Olleta.

Siete personas fueron detenidas, entre las que se encuentran cinco hombres y dos mujeres. “Las personas aprehendidas utilizaron la violencia, ya que destruyeron el portón de acceso a la comuna y la cerradura de la puerta principal”, detalló.

“Las diferencias de las personas por cuestiones políticas se definen en la Junta Electoral, pero si cometen un delito, como es vandalizar o amenazar con incendiar un edificio público, la policía actúa y los pone a disposición de la Justicia, como ocurrió en esta ocasión”, informó el comisario y agregó que personal de Infantería y de la Brigada de Investigaciones intervino en lo ocurrido en el lugar, que continúa siendo vigilado.






Comentarios