Este hecho violento tuvo lugar en la localidad de Sumampa. El mayor lo atacó a cintarazos al adolescente.


Un caso de violencia familiar estremeció a todos los habitantes de la localidad de Sumampa, luego de que la tía del menor atacado con el cinto por su padre por dormirse en la iglesia evangélica, denuncie al mayor, que terminó preso.

La fiscal Cecilia Gómez Castañeda es quién dispuso que el sujeto identificado como Gustavo Guerrero quede detenido y a disposición de la Justicia, mientras se evalúan los pasos a seguir. 

Todo arrancó cuando la familia fue a misa, y el muchacho de 15 años se quedó dormido. Tras regresar a casa, el padre tomó un cinto, llamó a su hijo y comenzó a castigarlo brutalmente. Cuadno Florencia Chamorro, tía del menor, vio las marcas en la espalda del muchacho, decidió recurrir a la Justicia para denunciar lo ocurrido.

Aparentemente, la madre del adolescente y otro hijo de la pareja ya habían sido víctimas de la violencia de Guerrero y por eso tenían miedo de dar aviso a la policía, según informó El Liberal.






Comentarios