La mujer arriesgó su vida para rescatar a los pequeños que se encontraban en una habitación cuando comenzaron las llamas.


Cecilia, una abuela santiagueña arriesgó su vida para salvar a sus tres nietos de un incendio que se ocasionó en la casa donde viven en el Barrio Vinalar.

Los niños se encontraban en una habitación cuando por una travesura uno de ellos se desencadenó el inicio del fuego. Las llamas tomaron rápidamente el pequeño cuarto.

Cuando la mujer se percató del incendio actuó de inmediato. “Fui corriendo abro la puerta y ya estaba todo tomado, pensé en ellos les grité y entré, no se veía nada”, comentó. Y agregó, “ellos se habían metido en un rinconcito al lado de la cama”, relató en Diario Panorama.

Primero pudo sacar a dos de los menores y luego regresó por el tercero de sus nietos en medio de una humareda que para ese entonces ya impedía tener una visión clara del espacio.

“Sentí un quejido, estaba ahí en el piso, lo agarré de la ropita y lo arrastré para afuera”, contó la abuela sobre el rescate del último de los niños.

Luego del susto, la familia necesita ayuda, ya que por el siniestro perdieron gran parte de sus pertenencias.




Comentarios