Los chicos de la delegación sanluiseña se subieron a lo más alto del podio en el exigente torneo cordobés.


El domingo a la tarde, en la localidad cordobesa de Laborde, finalizó la edición 52ª del Festival Nacional del Malamboel cuarteto infantil de la delegación provincial se consagró Campeón Nacional. llenos de alegría y emoción consiguió contagiar a sus compañeros en el viaje y a muchos puntanos que siguieron de cerca las alternancias de la competencia desde San Luis.

Según informó El Diario de la República los chicos de la delegación puntana se subieron a lo más alto del podio en el muy exigente torneo cordobés y consiguieron que, una vez más, la provincia terminara su participación en Laborde con una medalla ganadora.

Campeones Nacionales: Emanuel Rodríguez Adorno, Joaquín Agustín Aguilera, Augusto González Bressano y Francisco Sáez.

El año pasado, el ganador en la categoría infantil fue Francisco Sáez, quien justamente, en ésta oportunidad también fue parte del cuarteto que enorgulleció con su talento a todos los puntanos.

Sus compañeros son Emanuel Rodríguez Adorno, Augusto González Bressano y Joaquín Agustín Aguilera, pertenecen a la academia La Sajuriana y fueron dirigidos por Carlos y Marina Adorno. Por otra parte, Eduardo Rodríguez los ayudó en la participación cordobesa.

La primera participación del cuarteto puntano, en el que es considerado “el más argentino de los festivales” y que reúne a los más expertos y fanáticos del malambo de todo el país, comenzó el miércoles de la semana pasada.

Los cuatro chicos puntanos hicieron una coreografía con la que pasaron a la final sin mayores sobresaltos.

Su presentación hizo prever un buen resultado, que tuvo más posibilidades de realidad cuando en el desempate hacia la final el cuarteto puntano se deshizo de los representantes de Santiago del Estero y Tucumán.

Con ese antecedente estaba todo listo para que el sábado a la noche se realizara la final, pero el mal clima hizo que los organizadores retrasaran la definición para el domingo, con una extensa jornada que comenzó a las 13.

La definición que consagró a los chicos llegó poco antes de las 16 y la alegría desbordó a la delegación puntana. “Esto es el resultado de una hermosa convivencia y de tener en la mente el único objetivo de representar bien a San Luis”, dijo Graciela Hernández, la delegada puntana en el festival.

La otra representación puntana en la final de Laborde fue del conjunto de danzas, que hizo un buen itinerario hacia la instancia definitiva, pero no pudo coronar con el primer puesto y se quedó con el segundo lugar.






Comentarios