La joven puntana se dirigía a la universidad y fue sorpendida por dos delincuentes que la arrastraron varios metros por la vereda de los pelos.


Este martes por la mañana otro hecho delictivo sorprendió a todos los sanluiseños cuando a una joven de 19 años, quien esperaba el colectivo para ir a la universidad fue sorprendida por delincuentes que la arrastraron de los pelos para robarle sus pertenencias. 

Camila Espósito, como todos los días, esperaba el cole sobre calle Carlos Gardel frente al Barrio 122 Viviendas, a metros de la tercera rotonda de la Avenida del Peregrino, cuando dos ladrones se le acercaron y le pidieron el celular. Ella se los dio, pero querían dinero y su otras pertenencias. A pesar del miedo y los nervios, la joven intentó forcejear con los ladrones, pero estos la redujeron, la tomaron de su cabello y la arrastraron varios metros. Y luego se fugaron, informó Radio Popular.

Los ladrones se dieron a la fuga y la chica fue socorrida por unos vecinos, en la manzana 319. En el lugar pidieron una ambulancia para asistirla debido a la crisis nerviosa en la que estaba.






Comentarios