Un vecino de la zona oeste de la capital puntana confundió el cable de internet por uno de televisión. Dejó sin wifi ni cámaras de seguridad a toda la zona.


El sábado, en la zona oeste de la capital puntana, los habitantes renegaron porque no tenían internet y tampoco cámaras de seguridad. El problema se debió a que un vecino quiso colgarse del cable y rompió el troncal de fibra óptica que alimenta el área.

Los trabajadores de la Autopista de la Información (AUI) alertaron que la zona de la Comisaría 4ª se encontraba sin internet debido al daño intencional a un troncal de fibra óptica. Eso provocó que a las antenas de Wifi y a las cámaras de seguridad de ese radio.

Aparentemente, según publicó La Posta un vecino confundió la fibra óptica con un cable de televisión por cable, y al intentar “colgarse” lo terminó rompiendo.

Un equipo de la AUI finalizó las reparaciones del troncal de fibra óptica el domingo a las 7; luego radicaron la denuncia en la mencionada dependencia policial.




Comentarios