La actriz sanjuanina se refirió a su enfermedad y reveló de qué manera lo habló con su familia.


Después de varios meses, Beatriz Salomón reapareció en los medios y habló de su lucha contra el cáncer de colon, un secreto que guardó durante diez meses. Sin anestesia y antes del día de la concientización de la enfermedad (es el próximo domingo), la actriz y vedette de 65 años señaló que desde que recibió la lamentable noticia está aferrada a la vida más que nunca. Además contó que está reconciliada con su exesposo, el cirujano plástico Alberto Ferriols.

La actriz descubrió la enfermedad por un fuerte dolor que empezó a sentir en su estómago. Su hermano la acompañó al Hospital Fernández y tras varios chequeos le descubrieron un tumor en el colon. Estuvo internada 15 días hasta que empezó la quimioterapia. “Hace diez meses que estoy así. Nunca lo comenté. Me faltan dos sesiones más, después te meten en esas máquinas para ver si te está dando resultado lo que te están haciendo y luego vienen pastillas. Pero estoy mejor”, expresó la sanjuanina a Diario de Cuyo.

Sobre cómo afrontó la situación con sus hijas explicó: “Fue hace poco. Obviamente se pusieron muy tristes, lloraron. Preferí que mis hijas supieran por mí que tengo cáncer, no por la prensa. Están muy pendientes de mí, son mi contención”.

Salomón contó que le quedan dos sesiones y que actualmente no se mueve de su casa –la única vez que lo hizo fue para festejarles el cumpleaños a sus hijas-. “Esto te provoca mucho sueño. Tengo una enfermera que me cuida de noche, que me la tengo que pagar, y estoy todo el día cansada. Termino devastada con cada quimio. Es normal porque te mata las células malas y también las buenas, he perdido mi cabellera y toda la masa muscular”, apuntó.

Salomón y Ferroils.

Sobre la relación que mantiene hoy con Ferroils dijo “hubo un acercamiento porque no puedo cumplir las funciones que cumplía antes con las niñas, de salir con ellas, ir a comer, pasear, ir a las reuniones del colegio. Él está cumpliendo la función de papá y los fines de semana se las lleva a su casa”.

Radicada en Buenos Aires, la “Turca” se encuentra en plena lucha contra una enfermedad que adquirió mientras continúa el juicio que inició tras la cámara oculta que le hicieron a su entonces marido en 2004, donde aparece intercambiando sus servicios a cambio de favores sexuales. En 2017 la Cámara Nacional de Apelaciones revirtió la condena a América TV y a los periodistas Daniel Tognetti y Miriam Lewin y los conductores Jorge Rial y Luis Ventura y cargó la responsabilidad en la productora ex Cuatro Cabezas.






Comentarios