Fue en San Juan. El sujeto, acusado de robo e intento de homicidio, fue hallado en una cama con una menor de 13 años.


El personal de la División Delitos de la Policía de San Juan se topó con una escena aberrante cuando realizaba un operativo en una vivienda del barrio Lebensohn, en Chimbas. Los agentes buscaban a un peligroso ladrón, acusado de robo e intento de homicidio contra un quiosquero, y cuando lo fueron a buscar lo encontraron en una situación sospechosa junto a una menor de 13 años. Ahora el sujeto será juzgado también por una causa de abuso sexual con acceso carnal.

El acusado fue identificado como Claudio Tallata, de 35 años, quien quedó implicado en un robo a un comerciante en el interior del barrio Huazihul. El ilícito tuvo el agravante que el dueño del negocio recibió un balazo en el estómago y por eso el juez Pablo Flores, a cargo del Segundo Juzgado de Instrucción, ordenó una serie de allanamientos para dar con lo sustraído y con el presunto autor del robo.

Según publicó San Juan 8, en una de las inspecciones encontraron una situación inesperada: Tallana estaba acostado en una cama acompañado de una menor de 13 años. Los uniformados constataron que la niña no era familiar del hombre y, tras arrestarlo, pusieron en conocimiento al Juzgado interviniente.

El delincuente, con frondoso prontuario delictivo, fue trasladado a la Central de Policía. Mientras que la menor fue entregada a sus padres, quienes radicaron la denuncia en el Centro ANIVI. Se espera que en las próximas horas la presunta víctima brinde su testimonio de lo ocurrido en Cámara Gesell.






Comentarios