La menor tiene 14 años y casi 7 semanas de gestación. Su familia quiere que aborte, pese a que no puede. 


Después de someterse a estudios médicos, se confirmó que la alumna de 14 años que denunció a un portero de violarla varias veces en una escuela está embarazada. Según confiaron fuentes judiciales a Diario de Cuyo, la menor cursa la semana 27 de gestación (casi 7 meses) y su familia tiene toda la intención de lograr que aborte a la criatura. Sin embargo la ley no lo permite y sería muy riesgoso por el avanzado estado del embarazo.

“Haremos lo posible para que pueda abortar. Vamos a pedir algún recurso o algo. Imagínese lo terrible que debe ser el día de mañana tener un hijo de un violador”, dijeron los familiares de la adolescente al diario local.

El hecho tiene en vilo a la educación sanjuanina. Todo salió a la luz el lunes pasado, cuando los padres denunciaron en el ANIVI que el portero de 61 años abusó sexualmente de su hija en el interior del establecimiento escolar y señalaron que fue en reiteradas ocasiones. Todo habría ocurrido en el turno mañana de la escuela de La Bebida, en Rivadavia, cuando la menor asistía a las clases de educación física.

“Te tengo que contar una cosa mamá: el portero de la escuela me ha violado. Me agarraba en el baño, me hacía lo que se le daba la gana y después me amenazaba con que si decía algo me iba a cag… matando y me iba a tirar en un canal”, le habría dicho la presunta víctima a su mamá.

Una vez que la denuncia llegó a la Justicia, se ordenó que la alumna sea revisada por médicos y los psicólogos del ANIVI en Cámara Gesell. Y se constató que estaba embarazada. Ahora, mediante un ADN, se podrá saber si el hijo es o no del portero. Pese a que el sospechoso dijo que tuvieron una “relación consentida”, la niña negó que los encuentros sexuales en los baños de la escuela hayan ocurrido con su consentimiento.






Comentarios