José Gómez es ciego y recibió una vivienda el 22 de marzo. Los ladrones aprovecharon que estaba trabajando para llevarle hasta la cocina. 


Vende estampitas y tarjetitas en los colectivos de San Juan. Se trata del vendedor ambulante José Gómez, un hombre ciego de 52 años que el 22 de marzo recibió de manos del gobernador Sergio Uñac las llaves de su propia vivienda. Una semana después de aquel momento feliz, se topó con una fea sorpresa: su casa había sido saqueada.

Según contó José a Radio Sarmiento, le llevaron la cocina, un DVD, un celular y hasta el cargador. El hecho delictivo se produjo mientras él estaba trabajando en el centro. Inmediatamente el hombre pidió ayuda a Desarrollo Humano, colaboración que ya llegó. Lo que más le preocupaba a José era la cocina porque no quería que su hermana cocinara a leña. 

El sueño de José es dejar de vender en la calle y tener un kiosco en su casa nueva. Quiere dejar de deambular para ganarse el pan de cada día. La familia de este luchador está compuesta por cinco hermanos, dos de los cuales son no videntes. 

En la entrega de viviendas del IPV, José conmovió con su testimonio al Gobernador y a los funcionarios que encabezaron el acto. 


En esta nota:

San Juan Policiales Robo


Comentarios