Se trata de una sanjuanina de 19 años. La chica ya se comunicó con su familia, pero la Policía la sigue buscando.


La Interpol sigue buscando a Jenifer Villarruel, la joven desaparecida desde el miércoles pasado en la provincia de San Juan. Si bien pudo comunicarse telefónicamente con sus padres y explicarles que se fue de viaje al país azteca con un amigo, los efectivos policiales todavía no pueden localizarla y certificar que realmente se encuentra bien. Por ahora la Alerta Amarilla sigue vigente y la Justicia investiga el caso como posible “trata de personas”.

Jenifer fue vista por última vez cuando se dirigía a la facultad. La noche del jueves no regresó a dormir a su casa y como no respondía las llamadas ni los mensajes, sus padres denunciaron su desaparición el día jueves. Recién el viernes, cuando el Primer Juzgado de Correccional intervino en el caso, se supo que usaron su DNI y su nombre para sacar un pasaje con destino a México.

La noticia tomó por sorpresa a su familia y amigos, quienes desconocían el viaje de la joven. De hecho sus papás, en declaraciones a la prensa, señalaron que Jenifer no tenía amigos en el país azteca y mucho menos dinero para costear un viaje. El caso pasó al Segundo Juzgado Federal y se empezó a investigar como un posible hecho de trata. A través de las cámaras de seguridad de un aeropuerto, se supo que la chica viajó con un hombre identificado como Tomás Lezcano Pérez, a quien conoció vía Facebook.

Después de cuatro días de pura incertidumbre, Jenifer se comunicó con sus papás y les dijo que se había ido a México con un amigo, que estaba bien y no había contado nada antes por miedo a que no la dejaran viajar. A pesar de que la joven envió el DNI de su acompañante y su domicilio, la Interpol todavía no logra dar con ella según publicó Tiempo de San Juan.





Comentarios