Por el robo al establecimiento ubicado en la zona oeste quedó detenido un hombre.


El martes, último día del fin de semana largo del carnaval, se presentaron en la policía los directivos de un establecimiento educativo del barrio Santa Lucía, donde denunciaron el robo computadoras portátiles que son utilizadas por los alumnos de la escuela.

Durante el transcurso de la tarde, personal de la policía que efectuaba la investigación, logró dar con la pista del malviviente, y pudieron constatar que las netbooks sustraídas eran ofrecidas a la venta por un valor muy inferior al del mercado a vecinos de la zona.

De esta manera, los efectivos pudieron detener al ladrón, un hombre de 30 años, y lograron recuperar las 10 computadoras que habían sido sustraídas.

El hombre que, con sus acciones pudo afectar directamente la educación de los niños, quedó a disposición de la justicia, al igual que los elementos recuperados.






Comentarios