El ya ex entrenador de Newell's dijo no estar arrepentido de haber tomado el primer equipo, pero consideró que faltaron más jugadores de jerarquía para potenciar a los pibes.


Héctor Bidoglio asumió la responsabilidad por la desastrosa actuación de su equipo que cayó eliminado ante Gimnasia de La Plata en la Copa de la Superliga. Admitió que fue su último partido y pese a todo, confió en que el plantel tiene capacidad para mejorar.

“No me arrepiento porque desde un principio sabía que iba ser difícil, que era un momento austero, que no íbamos a poder traer muchos jugadores. Pero sigo confiando en este plantel”, dijo Bidoglio respecto a su situación personal, ya que le tocó asumir como DT en un momento muy duro para la institución.

“Está claro que los chicos tienen calidad, mucho talento, pero no están para pelear solos este momento, necesitan de jugadores de jerarquía para potenciarlos”, manifestó en cuanto a la gran cantidad de pibes que hoy tiene el club.

El ya ex entrenador leproso se mostró convencido de que el equipo saldrá en algún momento de esta situación. “Hay un grupo con ganas de seguir peleádola, ya van a venir los buenos tiempos porque hay una buena camada”, señaló.

En cuanto a la derrota puntual ante Gimnasia, dijo que le dejó sensaciones muy negativas. “Cuando el partido se desordenó, no supimos controlarlo. Desde lo táctico obviamente soy totalmente responsable. Y volvimos a lo de siempre, a que haya falta de confianza”, aseveró.





Comentarios