El episodio se desencadenó cuando vecinos pretendían impedir la identificación de dos sujetos y empezaron a dispararle a los uniformados.


Un enfrentamiento entre la policía y vecinos de un asentamiento precario dejó como saldo en los primeros minutos de este viernes a tres heridos de bala, entre los que se encuentra un agente.

El episodio se desencadenó en calle Garzón al 1500 bis, según informó el Ministerio de Seguridad, cuando en el marco de un patrullaje de rutina pretendieron identificar a dos sujetos que se dieron ala fuga.

Lo cierto es que una vez que los uniformados lograron darle alcance a los dos masculinos, un grupo de vecinos de la zona comenzó a agredir con piedras al personal policial. El caso se tornó más violento aún cuando, siempre según la versión de la Unidad Regional II de Policía, uno de los agresores extrajo un arma de fuego y la accionó contra los efectivos.

Dicha acción al parecer fue repelida por los policías y como consecuencia del intercambio se registraron tres heridos. Por un lado, un agente fue trasladado al Hospital Eva Perón de Granadero Baigorria. Se trata del suboficial Pablo S., quien presentó una herida de arma de fuego en la región de la nuca.

Además, al Hospital de Emergencias Clemente Álvarez (HECA) ingresó Jesús M. de 17 años que presentaba un herida de bala en la región toraco abdominal, mientras que al mismo nosocomio que el agente, fue trasladado por una pareja Ariel A., de 36 años, a quien le diagnosticaron herida de arma de fuego en la región lumbar Convocada la Policía de Investigaciones (PDI) al lugar del enfrentamiento, se secuestró una pistola calibre 9 milímetros y un revólver calibre 38, junto a varias vainas servidas. Además, el móvil policial que participó de la persecución presentaba un impacto de arma de fuego.

Personal de Comando Radioeléctrico informó que en el lugar detuvieron a dos sujetos mayores y a un menor quienes se interponían en el accionar policial.






Comentarios