El Gobierno provincial negó haber pedido que el clásico el partido se juegue fuera de Santa Fe y sin público.


La Provincia rechazó la versión de los organizadores de la Copa Argentina, que adjudicaron a un pedido del gobernador Miguel Lifschitz la decisión de que el clásico rosarino se juegue fuera de Santa Fe y sin público.

“El gobernador jamás tomó una decisión como la que sostienen dichos empresarios, ni indicó que se fijara tal postura”, señaló el Gobierno mediante un comunicado y agregó que durante estos días los organismos de seguridad estuvieron trabajando con los dirigentes deportivos para arribar a un acuerdo para que se juegue con los “menores riesgos posibles para todos los simpatizantes”.

La Provincia le respondió a la Copa Argentina por el clásico: “Lo que dicen es falaz”

“Hasta hoy, no teníamos definición oficial de la fecha y la hora prevista para la realización del evento, surgiendo diferencias totales en las propuestas de los clubes y la organización del torneo”, indicaron.

“Tampoco se nos comunicaron fehacientemente los criterios reglamentarios o de uso con los que debe definirse el estadio para la disputa deportiva (cancha neutral, local, visitante, distante o cercana a la ciudad de procedencia de ambas parcialidades, etc.), y cuál es la decisión de los organizadores respecto de la presencia o no de público local, o de ambos equipos de acuerdo a las distintas opciones de lugar de disputa que pueden existir”, señalaron.

La Provincia le respondió a la Copa Argentina por el clásico: “Lo que dicen es falaz”

Por tal motivo, “sorprende la expresión falaz e inadecuada que los responsables de la organización de Copa Argentina han utilizado para sostener la decisión que han tomado, pretendiendo fundarla exclusivamente en una inexistente decisión negativa del Gobierno Provincial, e inexplicablemente dirigida a la persona del gobernador”, sentenciaron.

“La conducta que repudiamos es totalmente desafortunada (…) No es éste el camino que queremos recorrer y no estamos dispuestos a tolerar bajo ningún concepto que se pretenda responsabilizar a este Gobierno provincial por el lamentable presente que atraviesa el fútbol argentino, con partidos vedados a la presencia del público visitante, violencia estructural y riesgo permanente para los asistentes que solo quieren disfrutar pacíficamente de uno de los deportes más apasionantes que existen”, dispararon.

La Provincia le respondió a la Copa Argentina por el clásico: “Lo que dicen es falaz”

“Trabajamos y seguiremos trabajando para lograr revertir esta situación, pero necesitamos que todos los actores estén a la altura de las circunstancias, y claramente estas actitudes demuestran que a algunos aún les falta madurez y la seriedad imprescindibles para superar la situación actual. (…) De ninguna manera nos corrimos de las responsabilidades que nos tocan y esquivamos el desafío planteado como pretende establecerse con la afirmación vertida públicamente que, repetimos, carece de todo sustento”, cerraron.




Comentarios