Los pichichos mostraban signos de abandono, desnutrición y golpes por todas partes. 


Durante la semana se conoció la noticia de dos perros que habían sido brutalmente maltratados por su dueño, con signos de abandono y desnutrición. El hecho ocurrió en Capitán Bermúdez, y el jefe del Comando Radioeléctrico de esa ciudad, Diego Santamaría, ahora fue noticia por adoptar a uno de ellos.

El propio Santamaría fue quien comando el operativo de rescate de los pichichos agredidos, junto a agentes policiales y vecinos que desde hacía varios días escuchaban los aullidos de dolor de los animales. Previamente habían obtenido aval de la justicia.

Uno de los cachorros estaba muy golpeado, tenía parásitos intestinales, signos de desnutrición y anemia, de acuerdo a la evaluación que le realizaron en una clínica veterinaria, según consignó SL24.






Comentarios