Denunciaron en el Concejo falta de insonorización y ausencia de controles.


Fue la comisión de Gobierno del Concejo Municipal donde los vecinos de Ovidio Lagos al 60 bis encontraron un espacio para alertar el presunto accionar irregular de un bar en la zona.

El establecimiento que está bajo la mira se llama “Nómade” y quienes viven en la misma cuadra se quejaron ante los ediles sobre la escasa insonorización y la falta de controles en el lugar.

No es un centro cultural, porque no hay talleres de pintura o de azulejismo, por ejemplo, sólo hay música y hasta las 5 de la mañana”, manifestaron este martes en el Palacio Vasallo sobre el funcionamiento de “Nómade”.

Según manifestaron, en reiteradas ocasiones presentaron quejas ante el Ejecutivo pero no fueron escuchados. El problema se profundiza en horario nocturno “con la instalación de bares, boliches y puestos callejeros que venden cualquier cosa, este barrio se transforma. Y los vecinos sufrimos la falta de control que hay en la zona”

Tras escuchar a los vecinos, Jorge Boasso, edil que preside la comisión de Gobierno, propuso preparar un pedido de informe respecto a las denuncias.




Comentarios