Un policía acusado de ser cómplice de la banda había denunciado que trabajaba siguiendo órdenes de sus superiores.


El fiscal Aníbal Véscovo confirmó este martes la imputación contra dos funcionarios del Ministerio de Seguridad de Santa Fe por brindar falso testimonio en la megacausa de “Los Monos”, próxima a dirimirse en juicio oral.

La denuncia había sido realizada en 2015 por el comisario Gustavo Pereyra, quien fue procesado por su presunta colaboración con la banda narcocriminal a partir de su tarea en la extinta Secretaría de Delitos Complejos. El funcionario policial se constituyó como querellante en esta nueva causa a partir de la acusación contra sus superiores.

Según el representante de la Unidad de Investigación y Juicio, “Pereyra manifestó que seguía instrucciones” de parte de la titular del área, Ana Viglione, y el entonces subsecretario de Investigación Criminal, Andrés Ferrato.

En diálogo con Radio 2, Véscovo confirmó que ambos se presentaron este lunes ante la Fiscalía, recibieron toda la evidencia disponible y “se reservaron el derecho a declarar”. También estuvo presente el abogado de Pereyra, Alberto Tortajada.

Luego de imputarlos en libertad, el fiscal prevé terminar de recabar información para definir si pide que la causa sea elevada a juicio o si dispone archivarla por falta de pruebas.






Comentarios