Guillermo Avellaneda asesinó de un disparo en el pecho a Carlos Rodríguez en medio de una discusión tras un partido de fútbol.


La Justicia de Misiones condenó este miércoles a Guillermo Gilberto Avellaneda (21) a doce años de prisión por el homicidio de Carlos Andrés Rodríguez (21).

El fallo fue dictado por el Tribunal Penal Oral Uno de Oberá, quien sentenció a Avellaneda por haber asesinado de un escopetazo a su vecino, en el medio de una discusión tras un partido de fútbol.

El crimen se llevó a cabo el 3 de julio del 2016. El imputado argumentó que Rodríguez había comenzado a insultarlo y lo había increpado con un machete. La tensión fue en aumento y Avellaneda terminó disparándole en el pecho, provocándole la muerte instantánea.

Si bien en un primer momento el acusado aseguraba que había actuado en defensa propia, finalmente se declaró culpable del delito de “homicidio simple” y aceptó la pena de 12 años, según lo publicado por El Territorio.

Para el TPO, Avellaneda cometió un exceso en la legítima defensa, por lo que dictó la sentencia y dispuso su traslado a la Unidad Penal II de Oberá.




Comentarios