El sujeto fue detenido cuando intentaba comercializar a un Fox Terrier en la zona de la Planta Potabilizadora de agua.


Vecinos de Paraná denunciaron que un hombre de 32 años robaba perros para luego revenderlos a médicos, jueces y autoridades de Tribunales a muy bajo precio. La Policía logró recuperar un Fox Terrier. 

El sujeto demorado por el robo de perros de raza vive en el barrio Los Arenales y tiene antecedentes por hurto. En esta oportunidad un llamado al 911 alertó a las autoridades sobre la presencia de este hombre en Rondeau y Jozami.

Intervino en el caso personal de la Comisaría 14. Al llegar al lugar, según informa UNO, el sospechoso intentaba subirse a un colectivo con el animal que tenía un cable de plástico como correa y collar. 

Al ser consultado por la procedencia del perro, el hombre no fue convincente y lo demoraron. El fiscal de turno solicitó que se comenzara a investigar para dar con los verdaderos dueños de la mascota. 

A las pocas horas, un hombre llegó a la Comisaría junto a su hijo de 4 años para denunciar la desaparición de su perro en la zona de la Planta Potabilizadora de agua. Al mostrarles el Fox Terrier que habían secuestrado, la alegría desbordó al menor y su fiel amigo.

El acusado habría ingresado por la parte trasera de la casa y se llevó al animal para intentar venderlo en la zona por $ 1.000.






Comentarios