Investigan si se trató de una discusión por el Superclásico.


El jueves, Nicolás Moraga, un joven de 25 años, fue al río con sus amigos. Al volver, fue asesinado a tiros. Esa tarde, Moraga iba con la camiseta de River, equipo que el sábado jugará contra Boca la primera final de la Copa Libertadores.

Antes del asesinato, a eso de las 21.30, Moraga y sus amigos se cruzaron con dos jóvenes que iban en moto en la esquina de Belgrano y Catriel. Hubo una discusión por razones que se desconocen.

Media hora más tarde, Moraga se encontraba solo, cerca de su casa, cuando esas dos personas con las que había discutido antes le pegaron tres tiros por la espalda, en la esquina de Catriel y República de Italia. Un tiro atravesó la zona anterior del cuelo y fue el que lo mató, otro le pegó en un hombro y el tercero en el talón.

El joven cayó al piso y un médico del Sien certificó en el lugar la muerte. Los médicos forenses fueron a investigar la escena del crimen.

De las primeras investigaciones, no se encontró relación entre Moraga y actividades delictivas, así que una hipótesis es que se debió a una discusión por la rivalidad futbolística. Todavía resta hablar con los vecinos que pudieron haber sido testigos del asesinato y los amigos del joven, además de revisar las cámaras de seguridad.






Comentarios