La situación obligó al chofer a que parara el vehículo y abriera el cajón en el medio de la calle. 


El hecho sucedió en la mañana del jueves 13, entre las calles 24 y 29 de la localidad de Mercedes, cuando en medio de una caravana fúnebre los choferes sintieron sonidos provenientes del cajón y tuvieron que parar el vehículo para verificar qué estaba ocurriendo. 

Con la incertidumbre, tanto los choferes como también los familiares se acercaron al ataúd para ver el estado en el que se encontraba el cuerpo de la mujer de 65 años a la que se la estaba despidiendo, y se encontraron con que efectivamente, no tenía signos vitales. 

Sin embargo, la mujer fue llevada al Hospital Blas Dubarry, escoltada por la policía, donde le realizaron distintas tareas de reanimación, pero aún así, no lograron el objetivo. 

Según reveló Hoy Mercedes los médicos constataron que la mujer llevaba 24 horas al menos sin vida. Es decir que todo se trató de una confusión, aunque hasta el momento se desconoce cuál fue el motivo de los sonidos provenientes del cajón. 

Una de las hipótesis que brindó un especialista a TN, comentó que creen que pudo haber sido un ruido que nunca existió o se trató de un reflejo postmortem del cuerpo, que se produce en muchos casos a partir de contracciones musculares del cadáver.






Comentarios