En la previa del amistoso con Unión La Calera, el presidente negó que haya deudas y atribuyó los rumores a "heridas abiertas desde las elecciones". Insistió en el objetivo de entrar a las copas.


“Belgrano está saludable”. Así de directo, Jorge Franceschi respondió en Radio Sucesos cuando le preguntaron si el club pasaba con problemas económicos.

“Si realmente hubiera una deuda con el plantel o los empleados lo diríamos, porque si no con qué cara me presentaría en el club. Son rumores que en algún momento formaron parte de una campaña sucia y ahora salen por heridas que quedaron abiertas desde las elecciones”, opinó el presidente de Belgrano.

“Este tipo de campañas no hacen mella en un club centenario y con una estructura sólida como la de Belgrano”, subrayó. Y resaltó el plan estratégico que encara la institución.

En lo deportivo, Franceschi reiteró: “El objetivo es entrara a alguna de las copas. Hay una mejoría den la campaña y con 30 puntos ya superamos los 26 de la temporadas pasada, con 21 por jugar. Y encarando la renovación en el plantel”.

Por último, se refirió a la rescisión de contrato con Hansell Riojas. “Quiero destacar su dignidad, porque se fue para no robar el sueldo. Sentía que no iba a jugar y prefirió irse, aunque no tiene club. Un gesto para reconocer”.




Comentarios