Fue en la tarde ayer, en un horario donde no hay bañistas. La joven no podía salir del agua y él no dudó. 


Se llama Julián Manrique y vende churros en la playa de la ciudad de Madryn. En su rcorrida diaria,  escuchó el pedido de auxilio de una jovencita que no podía salir del agua. Julián no lo dudó ni un segundo y se arriesgó para poder sacarla del mar lo antes posible.

Todos los días Julián recorre la playa.

El joven es de Rawson y tras el heroico acto recibió el reconocimiento de todos los bañistas que estaban en la playa en ese momento, como también en las redes sociales minutos después, ya que ese noble gesto se viralizó de inmediato.

A la hora del rescate no había servicio de guardavidas.

Vale destacar que los guardavidas cumplen servicio los días de semana hasta las 19, en tanto que este hecho ocurrió 15 minutos después.

Julián, en diálogo con El Chubut, comentó que tiene 19 años y que va a ser papá en el mes de marzo de su primer hijo. Según relató, no tiene otro trabajo el resto del año y se dedica a vender churros hace cuatro años, desde las 14 horas hasta agotar stock.






Comentarios