Recibió la sentencia de prisión por ocho años. No quiero que otros nenes sufran lo que yo estoy sufriendo, dijo uno de los menores abusado.


Un habitual caso de abuso sexual en el ámbito familiar terminó con el autor condenado a ocho años de prisión gracias a la intervención de los docentes de una escuela de Rawson que instaron a la realización de la denuncia penal a la vez que se montó todo el sistema desde el Estado y la Justicia para atender y proteger a las víctimas.

Fiscal general Osvaldo Heiber.

La maestra de los dos hermanitos víctimas observó un “bajo rendimiento” escolar en los pequeños. Ante la sospecha se siguió puntualmente un protocolo que culminó en esta etapa, con la intervención de la directora del establecimiento, el aviso y la posterior denuncia de los abogados de la Asesoría de Familia de la Provincia y el inicio de la investigación por parte de la Fiscalía de Rawson que culminó días atrás con la condena en contra del autor a ocho años de prisión.

Abuso sexual

La sentencia fue unánime y estuvo a cargo de los jueces Ivana González, Mirta Moreno y José García tras escuchar a doce testigos y a las partes representadas el Ministerio Público Fiscal, por el fiscal general Osvaldo Heiber, y por Omar López en carácter de abogado defensor. El hecho fue caratulado como “abuso sexual gravemente ultrajante, dos hechos en concurso real”.  

Abuso menores. Imagen ilustrativa.

Entre los testimonios además de profesionales vinculados con la investigación que contaron acerca de los dichos de las víctimas en Cámara Gésell y ante psicólogos forenses, desde la Fiscalía de Rawson se destacó el importante aporte de los docentes y de una adolescente, hermanastra de los niños que contó en detalle todo lo que ocurría con los niños en el ámbito familiar, además de cierto encubrimiento por parte de otros familiares directos del imputado.






Comentarios