Una junta médica le realizará distintos tests psicológicos y psiquiátricos para determinar si puede ser juzgada o no.


La mujer que hace tres semanas degolló a su hija de 9 años en el barrio porteño de Flores comenzó a ser evaluada por una junta médica para determinar si es inimputable, dado que permanece internada en el pabellón psiquiátrico del penal de Ezeiza y aún no pudo ser indagada por la Justicia, informaron fuentes judiciales.

Angélica Soledad Gómez (48) se encuentra detenida acusada del “homicidio calificado por el vínculo” de su hija Sol Victoria Martínez Gómez (9), a quien atacó con un cuchillo el 11 de octubre entre dos autos estacionados en la calle Terrada al 200.

Fuentes judiciales informaron a Télam que por orden de la jueza en lo Criminal y Correccional 20, Laura Bruniard, Gómez será sometida desde este miércoles a una junta médica de expertos del Cuerpo Médico Forense que le realizarán distintas entrevistas y tests psicológicos y psiquiátricos.

El objetivo de esta evaluación integral es que los peritos puedan informar en el expediente, en el que también participa la fiscal Silvana Russi, si Gómez pudo o no comprender la criminalidad de su acto y dirigir sus acciones al momento del hecho.

Si la junta médica concluye que la mujer es inimputable, la jueza deberá sobreseer a la acusada y dictar una medida de seguridad que la deje internada en caso de que sea peligrosa para sí o para terceros y, en caso contrario, la mujer podría ser juzgada por este homicidio calificado que tiene una pena de prisión perpetua.

“En los 21 días que pasaron desde el hecho, la imputada nunca pudo ser estabilizada y por lo tanto ni siquiera vino a prestar declaración indagatoria ante la jueza. Está detenida e internada en el Programa Interministerial de Salud Mental Argentino (Prisma) que funciona en el penal de Ezeiza para pacientes psiquiátricos”, dijo un vocero judicial.






Comentarios