En esos terrenos se iba a construir un complejo de 1.200 viviendas, luego reducidas a menos de 500.


La Cámara en lo Contencioso Administrativo Federal reabrió una causa en la que se investiga la venta de terrenos de la denominada “Casa Amarilla” al club Boca Juniors. La venta había sido acordada cuando Mauricio Macri era jefe de Gobierno y el presidente de Boca era Daniel Angelici.

La agrupación civil “La Boca Resiste y Propone” y el Observatorio del Derecho a la Ciudad objetaron la venta, recordando que en esos terrenos se iba a construir un complejo de unas 1.200 viviendas, luego reducidas a menos de 500. En su denuncia original afirmaron que se dejó de lado el plan original en beneficio del club debido a la vinculación con Macri y Angelici.

En agosto de 2016, el juez de primera instancia Pablo Mántaras había rechazado el planteo, pero ahora Fabiana Schafrik de Nuñez y Hugo Zuleta, de la Sala Segunda de la Cámara, revocaron esa decisión y asignaron el estudio del caso a la magistrada Paola Cabezas Cescato.

La jueza deberá resolver si suspende cautelarmente el traspaso y “si la venta respetó las leyes y la Constitución de la Ciudad o si los funcionarios intervinientes utilizaron artilugios legales para favorecer a Boca Juniors”.






Comentarios