Los delincuentes se llevaron 20 mil pesos y una moto entre otros elementos.


Dos familias fueron víctimas de una violenta entradera cuando dos delincuentes armados irrumpieron en el domicilio de Rincón 1464.

Los ladrones aparecieron cuando el dueño de la casa, de apellido Grippo, se disponía a ingresar la camioneta mientras su cuñado, quien reside en la parte trasera del inmueble, le abría el portón de acceso.

Los delincuentes actuaron encapuchados, con guantes y armados. Ataron a dos mujeres y tres pequeños de 10, 7 y 2 años.

Además, les taparon la boca con cinta adhesiva. Se llevaron unos 20 mil pesos y una moto, entre otros elementos. Revolvieron todo.






Comentarios