La policia los encontró en el mismo domicilio a pesar de la orden judicial


En la localidad de Sacanta se realizó un procedimiento el sábado 18 en horas de la tarde donde fueron detenidas dos personas que tenían impuesta una orden de impedimento de contacto recíproca. En el momento de la detención estaban en el mismo domicilio.

La orden fue dictada por el fiscal Diego Julián y hubo un importante despliegue policial y de efectivos del Grupo Especial de Rescate y Salvamento. En principio se buscaba al propietario de una heladería ubicada en la esquina de las calles San Martín y 25 de Mayo de 27 años de edad y al no encontrarlo allí se dirigieron a su domicilio.

En el lugar se encontró al hombre en compañía de su ex pareja, una joven de 23 años. Mientras se realizaba el allanamiento en la casa, los uniformados hallaron un envoltorio de nylon en cuyo interior había una sustancia de color blanco -sería cocaína-. Por ello se convocó a personal de la Fuerza Policial Antinarcotráfico (FPA).

La justicia les había prohibido mantener contacto alguno. Ambos fueron trasladados en primer término a la sub comisaria de Sacanta y luego, a la comisaría de Las Varillas.






Comentarios