Durante la cuarentena una de las actividades a las que se dedicó la China Suárez a través de sus redes sociales fue compartir tutoriales de maquillaje y vivos junto a su maquilladora personal. A partir de esa novedad la actriz, madre de Rufina y Magnolia y en la dulce espera de su tercer hijo que sería un varón, decidió sumar una nueva habitación a su casa: una sala de maquillaje.

La China lució con orgullo el espacio, al que decoró con un tocador, un espejo de pared y un excéntrico papel tapiz floreado. "Estoy haciendo remodelación y me hice una salita de maquillaje", contó la pareja de Benjamín Vicuña, mientras filmaba los detalles del lugar que le servirá para producirse.

También Eugenia aprovechó para aclarar que Isabel Luco Morandé, la madre del actor chileno, aportó su granito de arena en el cuarto. "Para las que me preguntan por este empapelado, que me preguntan mucho, me lo regaló mi amada suegra y lo compró en otro país", confió sobre el llamativo empapelado lleno de enormes margaritas, rosas, avejas, mariposas y vaquitas de san antonio.

China Suárez (Instagram)

Hace un par de semanas, la actriz había sido noticia por el cumpleaños de su primogénita. En ese momento le había dedicado en las redes unas palabras muy amorosas: "Feliz nacimiento amor de mi vida. Tu bondad, tu dulzura, tu paciencia, tu forma de demostrar amor, tu compañerismo, tu humor, tu sonrisa, tus abrazos, tus besos, tus palabras, tu risa. Mi Rufi, te deseo que recibas todo el amor que das. Gracias, gracias, gracias. Te amo con el alma".

China Suárez (Instagram: @sangrejaponesa )