Faltan casi dos tercios de los empleados judiciales necesarios para cubrir el Gran Rosario



El fiscal regional, Jorge Baclini, presentó el informe final de gestión en el que destacó la falta de recursos para la Justicia.

El Gran Rosario tiene poco más de un tercio del personal judicial necesario para funcionar correctamente, según los cálculos realizados por el fiscal regional, Jorge Baclini, en su informe de gestión.

Baclini destacó los avances realizados en los últimos años en los que se aplicó el nuevo sistema con juicios orales y mediaciones, y dijo que se va “conforme con lo realizado, aunque todavía falta mucho”.

En el haber marcó la mayor agilidad que logró la Justicia, que sólo en 2016 dictó mil condenas a través de juicios abreviados. “Algunas fueron con penas de ejecución condicional y otras efectivas. Además se remitieron a mediación una tanda importante de casos y tuvimos 48 juicios orales”, manifestó en conferencia de prensa.

En el debe resaltó la falta de estructura, pese a la decisión del Ejecutivo de sumar más fiscales. “Hoy tenemos 71 fiscales para toda la región, 61 de los cuales están en Rosario, cuando deberíamos estar en los 105. Lo que es mucho más escaso es la cantidad de empleados”, resaltó.

Respecto a este último punto, actualmente hay 131 entre empleados de áreas comunes y pasantes, pero los estándares internacionales marcan que la región debería contar con 360. Se trata de personal encargado de atender al público, cargar en el sistema informático, tomar denuncias, prestar tareas específicas en psicología, trabajo social, informática, prensa, contabilidad, entre otras áreas.