Lo acusaron por homicidio y lesiones graves contra dos miembros de una misma familia



El joven fue imputado por apuñalar en septiembre a un pariente de la víctima fatal de un ataque ocurrido la semana pasada.

La Justicia rosarina dictó prisión preventiva por 60 días para un joven de 23 años sospechado de asesinar a Silvio Báez, un vecino de Empalme Graneros que murió el último sábado luego de recibir una puñalada en el abdomen.

Renzo Ceballos fue imputado por homicidio en relación a ese episodio ocurrido en la vivienda de la víctima, ubicada sobre Formosa al 700 bis.

Durante la audiencia, la fiscal Georgina Pairola también le atribuyó un ataque similar ocurrido la madrugada del último 4 de septiembre en la misma zona, cuando agredió con un arma blanca a un familiar de Báez. Respecto de este caso, la funcionaria acusó al muchacho por lesiones graves.