VíaRosario

Luego del receso invernal se registró una muerte frente a una institución educativa, un tiroteo y dos robos.

Asistentes Escolares nucleados en la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) se mostraron preocupados por los hechos de inseguridad registrados luego de las vacaciones de invierno que involucran a instituciones educativas.

Muchos establecimientos están completamente expuestos. El lunes nos enteramos que en la Escuela Nº1210 de zona norte se robaron todos los utensilios del comedor, incluyendo el carro para llevar bandejas pesadas y ollas, es cual era de gran importancia para que las compañeras cumplieran con determinadas tareas sin poner en riesgo su salud física”, manifestó la secretaria general sdjunta de ATE Rosario, Lorena Almirón.

Y agregó: “Esta situación llevó además a que los chicos tuvieran que comer sólo sándwiches, con lo que implica no poder garantizar comida caliente durante esta época de frío”, agregó Almirón.

A este hecho se le suma el asesinato de un joven en la puerta de una escuela en la zona sudoeste y un tiroteo frente a un colegio en barrio Las Flores en el horario de salida.

Al respecto, la asistente escolar e integrante de ATE Nancy Quintana expresó la necesidad de que “el Estado tome cartas en el asunto y asuma la responsabilidad de garantizarle sus derechos a trabajadores, alumnos y miembros de la comunidad educativa en general”.

Para el gremio “la solución no es militarizar la ciudad, ni limitar la reparación de los sucesos a reponer lo perdido“, sino que hacen falta “políticas públicas integrales que restituyan derecho”.