VíaRosario

Ladrones se llevaron varios elementos de la escuela Luis Rullan, ubicada en Superí al 1700 entre ellos el aparato utilizado para refrigerar alimentos.

La escuela Nº 1.210 Luis Rullan de Superí al 1700 fue saqueada el último lunes y Miguel Colman, presidente de la cooperadora de la institución, pidió colaboración para reponer un elevador de tensión que esencial para los chicos que asisten al colegio.

“Se llevaron un elevador de tensión monofásico que tiene un peso importante y mercadería comestible como quesos y fiambres, las ollas, las mesas de los chicos. No sé como llamar esa acción”, precisó a LaCapital Colman.

Y añadió: “Por eso pido en el barrio que si los ladrones están vendiendo esa mercadería, que no la compren. A veces es más delincuente el que compra cosas robadas que el que hizo daño”.

El presidente de la cooperadora se mostró preocupado por el hecho de inseguridad y puntualizó en el “tema del elevador de tensión que vale como 9 mil pesos. Con ese aparato podemos refrigerar la leche, el fiambre. En la zona hay baja tensión y el elevador es muy importante. Sí o sí necesitamos el elevador”.

Las personas que quieran colaborar con la institución pueden llamar al teléfono 4726559.