VíaRosario

Investigan su participación en un llamado al 911 que daba aviso sobre la presencia de un artefacto explosivo en una escuela de Santa Fe.

Con la proliferación de llamados con falsas amenazas de bomba, las autoridades buscan condenas ejemplificadoras. Al joven rosarino imputado tiempo atrás se suma ahora una adolescente en Santa Fe que permanecerá en prisión domiciliaria hasta que se desestime su participación en esta maniobra.

La chica que cursa 4° año de la escuela Nuestra Señora de Guadalupe fue detenida por policías de la Unidad Regional 1° La Capital de la Policía de Santa Fe.

Este martes luego del desalojo de los alumnos del establecimiento, en la requisa al edificio se habría hallado el aparato telefónico de propiedad de la menor desde el cual se presume que fue hecha la llamada, aunque no descartan que el aviso se hubiera realizado desde un teléfono del establecimiento.

Con solo 16 años la joven fue trasladada al juzgado de menores de la ciudad de Santa Fe, donde el magistrado Estanislao Surraco, ordenó que permanezca con arresto domiciliario en su vivienda familiar.