VíaMendoza

Un grupo de personas viajó al Chaco para ayudar a comunidades aborígenes y plasmó la realidad con la que se encontró en un documental. 

Un grupo de mendocinos, de Tunuyán y Santa Rosa, viaja año tras año al Impenetrable Chaco-Salteño para entregar a las comunidades aborígenes de ese lugar las donaciones que envían los vecinos. De la última visita que se hizo participó el periodista Lucas Laborda, que ante la cachetada de realidad que recibió decidió filmar un documental. 

“Cuando entré al Impenetrable, el primer día, me di cuenta de que a pesar de que llevábamos un camión con acoplado lleno de cosas para donar, era poco para la cantidad de  familias que viven allá”, contó Laborda a Vía Mendoza, quien dijo que volvió con el corazón partido tras ver, entre otras cosas, los piecitos de los niños descalzos. 

“La difusión es una forma de ayudar, también. Por eso, ante esa realidad tan dura tomé los recursos tecnológicos que tenía a mano para grabar testimonios, sacar fotos y registrar material fílmico“, contó Laborda, que al llegar a Mendoza editó el material. 

“La pobreza es inimaginable. En este documental los hermanos aborígenes nos cuentan cómo subsisten día a día en la realidad que les toca vivir”, contó Lucas en la descripción de su video en YouTube. 

El promotor de hacer estos viajes es Héctor Manzano, un locutor de radio que hace cerca de 14 años empezó con este proyecto. Con el tiempo se fue sumando gente para conseguir donaciones y llevarlas al Impenetrable.

El objetivo es que cada vez más gente se sume a esta movida y que la ayuda sea mayor. Quienes deseen colaborar con donaciones o quieran viajar al Impenetrable para ayudar deben comunicarse con Lucas al (263) 468-6655.