Entierran a Nadia y hay luto en Rosario



"Todavía no lo podemos creer, los padres están destrozados", dicen desde el entorno de la adolescente que murió en un boliche en Villa Carlos Paz. Por el momento no se saben las causas. 

Nadia Ayala Boza (17) tenía tres hermanos y era parte de una colectividad peruana asentada hace varios años en la zona oeste de Rosario. 

En la madrugada del domingo 19 de noviembre, Nadia se desvaneció en la pista del boliche Khalama, en Villa Carlos Paz, adonde había viajado a disfrutar de un viaje de estudios con varios compañeros y algunos padres.

Mirá también: ¿De qué murió Nadia en el boliche Khalama?

Un servicio de emergencias trató de salvarla con prácticas de reanimación, pero no lo logró. La fiscal Jorgelina Gómez aguarda los resultados de la autopsia y los análisis toxicológicos de sangre para tener una precisión sobre las causas de la muerte súbita de la adolescente.

Mientras se sustancia la investigación judicial, Nadia fue velada en Rosario y este martes será enterrada con la presencia de familiares y muchos compañeros de la Escuela N° 542 Julio Cortázar a la que asistía, y que amaneció cerrada por duelo, precisó el diario rosarino La Capital.

Mirá también: La escuela de la rosarina fallecida en Villa Carlos Paz decretará duelo sin clases

“Todavía no lo podemos creer, los padres están destrozados”, dijeron allegados de Nadia. El colegio cuenta con varios carteles anunciando el duelo, en tanto que el gabinete socioeducativo del Ministerio de Educación intervino para contener a los chicos más afectados.

Sucede que Nadia, alumna de quinto año “A”, estaba con sus compañeros cuando se desplomó, por lo que varios de ellos fueron testigos directos de su muerte.

Mirá también: “Estaban bailando y Nadia, de repente, se desvaneció”

“Sabemos que tuvo una muerte súbita y que estamos muy conmocionados con la situación. Ahora hay que pensar en cómo afrontar esto para el resto de los chicos y apoyar a los padres”, indicó una docente de la escuela.

La adolescente será sepultada en el cementerio La Piedad.