Encuentro estrenó la miniserie Humanos, un trabajo monumental en el arte de la entrevista.

Por Gonzalo Toledo.

Toda construcción humana tiene un lado y el otro, pero hay muchos matices, una gama casi infinita de posibilidades entre el bien y el mal. ¿Qué hay en cada ser humano, que lo hace ser humano en cualquier lugar y tiempo? Esta inquietud es uno de los motores de Humanos, miniserie de tres episodios que estrenó este lunes, el Canal Encuentro (en Córdoba por cable y por la Televisión Digital Abierta).

Con dirección de Yann Arthus-Bertrand y una duración total de tres horas, Humanos es el producto de una tarea monumental, un lujo que pocas producciones pueden darse: recorrer el mundo y entrevistar a más de 2.000 personas, allí donde se encuentren, con el objetivo de preguntarles cosas de la vida: amor, familia, soledad, adversidad, felicidad, tristeza.

En gran ritmo y con un poder de síntesis para recortar los testimonios y lograr contundentes declaraciones en muy pocos segundos, el relato se hace ameno, alternando primeros planos de los entrevistados con tomas aéreas de paisajes impactantes.

Testimonios que emocionan como el de un hombre que quedó ciego y que viaja a conocer a la persona que le hizo ese daño, historias de niños y niñas que se sobreponen a los maltratos, la felicidad de un abuelo al almorzar con sus hijos y nietos o el mensaje de un chico que dice que todos vinimos al Mundo con una misión y que él todavía no ha descubierto cuál es la suya, son algunas de las historias más destacadas de este primer episodio que se emitió este lunes.

Producida por la Fundación GoodPlanet y la Fundación Bettencourt Schueller, Humanos recibió reconocimientos en el Festival Internacional de Cine de Beijing, en el Festival Internacional de Cine Documental de Ámsterdam y en el Festival Internacional de Cine de Vancouver, entre otros.

La serie también se podrá ver los lunes a las 5, a las 10 y a las 16; y los domingos a la medianoche.