Ocurrió en el Reino Unido. Todo quedó registrado por una cámara ubicada en la vía pública.

Realmente es insólito y parece sacado de alguna comedia o de un sketch de payasos. En el Reino Unido chocaron dos autos, pero en vez de pasarse los datos o discutir reclamando por la distracción, huyeron. Todo quedó registrado.

En las imágenes se puede ver un auto blanco circulando con total tranquilidad, en un momento frena abruptamente y otro auto que venía a gran velocidad lo embiste de atrás.

Hasta ahí parecía un accidente más. Pero lo más llamativo se da una vez que el conductor y su acompañante descienden del segundo vehículo.

En ese momento comienzan a salir personas sin parar. Parece un truco de magia o de edición, pero no. Todo es real.

En un primer instante salen ocho personas, pero una de ellas parece arrepentirse y volver tranquilamente al auto. Lejos de eso volvió para recuperar algo y abrir el baúl de donde, increíblemente, sale otra persona.

Mirá el video