Junta a agrupaciones de izquierda, empleados montaron una carpa luego de marchar hasta el Ministerio de Trabajo. Reclaman la incorporación de los trabajadores despedidos.

Manifestantes de izquierda y empleados  que fueron despedidos de la empresa de PepsiCo instalaron un carpa en el Congreso para reclamar su reincorporación a la compañía.

Previamente, sindicatos cortaron el Metrobús de la avenida 9 de Julio, en pleno centro porteño, para protestar por el cierre de la planta de Vicente López.

Pasadas las 17, los manifestantes interrumpieron el tránsito en este punto y generaron caos vehicular, obligando a que los colectivos se desvíen por otras rutas.

Con el acompañamiento de la CTA Autónoma, la CTA de los Trabajadores y agrupaciones sociales, los manifestantes luego marcharon a Plaza de Mayo y más tarde al Ministerio de Trabajo para exponer su protesta.