La medida apunta a realizar obras en las partes de la provincia afectadas por las inundaciones.

El gobierno bonaerense declaró hoy la emergencia hídrica por 18 meses para 26 distritos del norte y noroeste de la provincia afectados por las inundaciones con el objetivo de “realizar obras y acciones necesarias para aliviar las consecuencias de las inundaciones y el escurrimiento superficial de las aguas”.

La medida comprende a los partidos bonaerenses de General Villegas, Florentino Ameghino, Rivadavia, Pellegrini, Trenque Lauquen, Carlos Tejedor, General Pinto y Pehuajó, y alcanza a los distritos de Hipólito Yrigoyen, Bolívar, 25 de Mayo, Leandro N. Alem, Lincoln, General Arenales, Carlos Casares, Junín, Chacabuco, 9 de Julio, General Viamonte, Bragado, Colón, Rojas, Salto, Pergamino, Arrecifes y San Nicolás.

La declaración faculta al Ministerio de Infraestructura bonaerense a “adoptar las decisiones que estime convenientes para evitar las agravaciones que pudieran derivarse del fenómeno meteorológico individualizando y/o solucionar los problemas”.

Asimismo, dispone que durante la vigencia de la emergencia “los entes, organismos y reparticiones que actúan bajo la órbita de su competencia, podrán proyectar, controlar, dirigir y ejecutar obras hidráulicas y trabajos tales como movimientos de suelos, terraplenes, alteos, defensas, apertura de rutas, canalizaciones y cegados”.