Un piloto puso en riesgo la vida de pasajeros con una extrema maniobra de aterrizaje



Fue en el último vuelo de Air Berlín. Luego, la empresa lo separó de su puesto. El video.

En el último vuelo de larga distancia de la compañía Air Berlin, el AB7001, terminó su viaje con muchísima polémica. El piloto quiso despedirse a lo grande y llevó adelante una peligrosa maniobra que “puso en riesgo a los pasajeros”.

Cuando estaba por aterrizar, en su segunda aproximación, la aeronave se inclinó bruscamente hacia la izquierda. “Queríamos hacer una marca, un adiós digno y emotivo“, contó a la cadena alemana ZDF uno de los pilotos, que había solicitado permiso a la torre de control para girar a la izquierda en caso de que fuera necesario. Las autoridades alemanas están investigando los hechos para esclarecer el comportamiento de los pilotos.

Por su parte, la aerolínea separó a los comandantes del trayecto transoceánico entre Miami (EEUU) y Dusseldorf.  “En la aviación, la seguridad siempre es lo primero. Nos tomamos el incidente muy en serio”, dijo un vocero de la empresa.

El video