VíaPaís

El hecho ocurrió en un centro de reproducción de China. Las imágenes muestran la brusquedad con la que trataron a los animales.

Las redes sociales estallaron en indignación ante la aparición de un video en donde se ven dos jóvenes pandas arrastrados y arrojados por sus cuidadores en el centro de reproducción de pandas de Chengdou, China. 

Las imágenes muestran cómo los cuidadores intentan empujar al dúo de pequeños osos fuera de su guarida, a través de una puerta. Empujan intensamente a los pandas en repetidas ocasiones, eventualmente derribándolos.

El director del centro de reproducción de Chengdu sostuvo que el método de los cuidadores fue inapropiado y que los pandas deben ser tratados “con dulzura”. Sin embargo, que los osos habían herido las manos y los pies de sus cuidadores, algo que no se ve en el video.