VíaPaís

Leandro Díaz finalmente no vestirá la camiseta de San Martín de Tucumán y se inclinó por una tentadora oferta de México. 

El delantero Leandro Díaz decidió no incorporarse a San Martín de Tucumán, que lo había contratado para afrontar la próxima temporada del fútbol argentino, al considerar “que estaba en riesgo su integridad física y la de su familia” tras ser amenazado por desconocidos, destacó este viernes el diario local La Gaceta.

El mismo día que San Martín de Tucumán había anunciado su contratación, Díaz subió a su cuenta de Facebook una fotografía en la que celebraba un gol besándose la camiseta de Atlético Tucumán, histórico rival de su nuevo club.

“Nunca busqué generar esta situación”, explicó el futbolista, de 25 años, que jugó en Atlético Tucumán en las temporadas 2014-2015.

Según Díaz, también sufrió amenazas en la casa de su madre, donde estaba viviendo en Tucumán, por lo que decidió viajar a Buenos Aires.

Tras romper el contrato con San Martín de Tucumán, Díaz cerró su desembarco en Veracruz de México.