VíaPaís

"¡Voy a matar a todos los musulmanes!", habría gritado el agresor, que atropelló con un vehículo a los peatones en Finsbury Park y fue detenido. 

Un muerto y al menos diez heridos es el trágico saldo de un nuevo atentado que vivió la ciudad inglesa de Londres, el cual fue llevado a cabo por un hombre al volante de un vehículo que arrolló este domingo por la noche intencionadamente a unos fieles que venían de una mezquita musulmana.

“La policía investiga los hechos como un incidente terrorista”, dijo la ministra de Interior, Amber Rudd.

Los hechos ocurrieron en la mezquita de Finsbury Park, en el barrio de Islington, situado en el norte de Londres.

El conductor de la camioneta, un hombre de 48 años, fue detenido por las personas en el lugar, informó la policía, que elogió el control de la gente dadas las circunstancias.

“Todas las víctimas son de la comunidad musulmana”, dijo a la prensa el comandante de la policía antiterrorista Neil Basu, que aclaró que el hombre de 48 años detenido actuó solo.

Un testigo, Khalid Amin, dijo a la BBC que el hombre gritaba “íquiero matar a todos los musulmanes!”.

“Un hombre murió en el lugar” del ataque y “ocho heridos fueron trasladados a tres hospitales diferentes”, dijo Basu, aclarando que la policía fue advertida del incidente poco después de medianoche. Otras “dos personas fueron tratadas en el lugar”.

En apenas tres meses, Londres sufrió tres atentados y un incendio colosal en un bloque de viviendas sociales, que, combinados, dejaron decenas de muertos y heridos.

La primera ministra británica, Theresa May, condenó este “terrible incidente” que la policía investiga según ella como “un potencial ataque terrorista” y convocó una reunión de urgencia para el lunes por la mañana.

May agregó que sus “pensamientos iban para los heridos, sus familiares y los equipos de emergencia”.